Préstamo con aval de coche: consigue dinero por tu coche sin dejar de usarlo

Autor: Redacción de Comparador financiero

Actualizado: 12/09/2022, 10:11

Si cuentas con un vehículo puedes utilizarlo a tu favor para facilitarte el acceso al crédito. En ocasiones, a las personas les surgen una necesidad puntual de financiación, pero por diferentes circunstancias no pueden conseguir préstamos de la manera habitual.

En este caso es posible acceder a un préstamo si cuentas con un vehículo. En el mercado existen diferentes empresas con las que podrás realizar tu solicitud y conseguir tu préstamo gracias a tu vehículo, aunque debes tener en cuenta que en caso de impago corres el riesgo de perderlo.

A lo largo de este artículo podrás encontrar más información general sobre los préstamos por tu vehículo. Si te interesan o necesitas este tipo de crédito aquí podrás encontrar diferentes entidades que lo ofrecen. También podrás leer una explicación detallada sobre qué son este tipo de préstamos, cómo conseguirlo y cuáles son sus riesgos.

¿Dónde encontrar los mejores préstamos con aval de coche?

{li class="lenderlist-tablerow"} {div class="listitem-wrapper"} {div class="listitem-toprow"} {span class="listitem-header"}{/span} {figure class="listitem-logo"} {a href="#"} {img src="" alt=""} {/a} {/figure} {div class="listitem-rating listitem-rating-mobile"} {span class="listitem-rating-stars"}{/ul} {p class="listitem-rating-text"}{/p} {/div} {div class="listitem-amount"} {span class="listitem-valuetitle"}Cantidad Solicitada{/span} {p class="listitem-amount-text"}{/p} {/div} {div class="listitem-rent"} {span class="listitem-valuetitle"}TAE{/span} {p class="listitem-rent-text"}{/p} {/div} {div class="listitem-loanperiod"} {span class="listitem-valuetitle"}Plazo{/span} {p class="listitem-loanperiod-text"}{/p} {/div} {div class="listitem-paymenttime"} {span class="listitem-valuetitle"}Pago{/span} {p class="listitem-paymenttime-text"}{/p} {/div} {div class="listitem-nonpayment-mobile"} {span class="listitem-valuetitle"}Acepta ASNEF{/span} {p class="listitem-nonpayment-mobile-text"}{/p} {/div} {div class="listitem-icons"}{/div} {div class="listitem-apply listitem-apply-desktop"} {a href="#" class="listitem-button" target="_blank" rel="nofollow noopener noreferrer"}{/a} {/div} {/div} {div class="listitem-btmrow"} {div class="listitem-rating"} {ul class="listitem-rating-stars"} {/ul} {p class="listitem-rating-text"}{/p} {/div} {div class="listitem-footnote"} {/div} {div class="listitem-apply listitem-apply-mobile"} {a href="#" class="listitem-button" target="_blank" rel="nofollow noopener noreferrer"}{/a} {/div} {div class="listitem-readmore listitem-readmore-mobile"} {a href="#" class="listitem-readmore-link"}Mindre information{/a} {/div} {/div} {/div} {div class="listitem-details"} {div class="listitem-details-wrapper"} {div class="listitem-details-actions"}{/div} {div class="listitem-description listitem-description-padding"} {/div} {div class="listitem-readmore listitem-readmore-center listitem-readmore-padding"} {a href="#" class="listitem-readmore-link"}Mindre information{/a} {/div} {/div} {/div} {div class="listitem-corner"}{/div} {/li}{svg class="listitem-banner" xmlns="https://www.w3.org/2000/svg" width="105.094" height="83.094" viewBox="0 0 105.094 83.094"} {defs} {linearGradient id="a" gradientTransform="rotate(45)"} {stop offset="0%" stop-color="rgba(0,0,0,0)"}{/stop} {stop offset="50%" stop-color="rgba(0,0,0,0)"}{/stop}{stop offset="100%" stop-color="rgba(0,0,0,.3)"}{/stop} {/linearGradient} {/defs} {path class="listitem-banner-bend" d="M0 77.094h4v6z" fill-rule="evenodd" fill="[fill]"}{/path} {path class="listitem-banner-flag" d="M105.081 18.186L0 79.094v-24l94.58-55.1.3 12.529z" fill-rule="evenodd" fill="[fill]"}{/path} {path class="listitem-banner-flag-shadow" fill="url(#a)" d="M281.081 850.092L176 911v-24l94.58-55.1.3 12.529z" transform="translate(-176 -831.906)"}{/path} {text class="listitem-banner-text" transform="rotate(-30 106.229 -70.683)" font-size="12" fill="[textcolor]" text-anchor="middle"}{/text} {/svg}

¿Qué es un préstamo con aval de coche?

Como su propio nombre indica es un tipo de financiación donde necesitas dejar un vehículo como aval. De esta manera el coche actúa como garantía de pago. ¿Qué quiere decir? Que en caso de no pagar las cuotas del préstamo en el plazo acordado se corre el riesgo de perder el vehículo.

En el resto de aspectos actúa igual que un préstamo normal. La entidad te proporciona una cantidad de dinero en función del valor del vehículo, y deberás devolver este dinero más los intereses en el plazo acordado.

Otra de sus características destacas, además de que el importe viene determinado por el vehículo, es que podrás seguir conduciendo tu vehículo mientras el préstamo esté vigente. Esto dependerá de la entidad, pero por lo general se puede seguir utilizando el vehículo sin necesidad de pagar adicionalmente por su uso y, en muchas ocasiones, no es necesario cambiar tampoco su titularidad.

Podrás solicitar tu préstamo online y realizar los trámites en menos de 24 horas, incluso podrás tener el dinero en la cuenta en menos de diez minutos tras la aprobación de la solicitud.

Ventajas de avalar con el coche

  • Puedes acceder a este tipo de préstamos estando en ASNEF
  • Podrás seguir conduciendo el vehículo durante la vigencia del préstamo
  • No es necesario cambiar la titularidad
  • No suele ser necesario tener que pagar un alquiler para utilizar el coche

Desventajas de avalar con el coche

  • Riesgo de pérdida del vehículo en caso de impago
  • El dinero del préstamo está ligado al valor del coche
  • Los intereses pueden ser elevados
  • El proceso de solicitud suele ser más lento que en otros préstamos

¿Cómo funcionan los préstamos por el coche? 

Las entidades financieras que ofrecen préstamos avalados por tu vehículo suelen poner a disposición del solicitante un formulario que podrán rellenar con los datos del vehículo de manera gratuita.

En este formulario podrás rellenar el importe que necesitas, los datos de tu vehículo y algunos datos personales que se te solicitarán. Entre estos datos se te preguntará la matricula de tu coche o la antigüedad del mismo. En algunas entidades encontrarás problemas para obtener financiación por coches que tengan más de 10 años, pero en muchas otras no, tan solo tendrás que estudiar el mercado para encontrar aquella entidad que pueda ofrecerte un crédito.

En el momento de solicitar un préstamo debes prestar mucha atención al contrato para conocer sus características y saber si el coche cambiará de titularidad, si podrás seguir utilizándolo o si tendrás que pagar cualquier cantidad adicional en concepto de alquiler.

Es muy importante saber qué condiciones se firman en el contrato y asegurarse de que se podrán cumplir, este tipo de préstamos tienen la particularidad de que el solicitante corre el riesgo de perder el vehículo ante el impago.

¿Se puede conseguir un préstamo por el coche online? 

Al solicitar cualquier tipo de préstamo se suele buscar la agilidad de los procesos y la máxima urgencia en ellos. Esto permite que se pueda tener el dinero en la cuenta lo más rápidamente posible.

Los préstamos online sin duda facilitan todo este proceso, las entidades son conocedoras de ello por lo que intentan ofrecer todos sus préstamos online para facilitar el proceso.

Se debe entender que los préstamos por el coche tienen un proceso de solicitud un poco más complejo debido a los documentos que se necesitan para poder dejar el coche como aval.

Aun así, los préstamos por el coche online son muy rápidos. La mayoría de las entidades intentan tratar estas solicitudes de manera urgente. Además de ser rápidos también tienen unos requisitos más favorables para personas que estén en ASNEF. Por lo tanto, si eres una persona que está en este registro y tienes dificultades para obtener financiación, es posible que puedas acceder a este tipo de préstamos.

¿Cómo solicitar un préstamo con aval de coche?

El proceso de solicitud no suele diferir entre los diferentes tipos de préstamos. Como se ha estado comentando a lo largo del texto este tipo de financiación puede solicitarse a través de internet.

El primer paso debe ser estudiar las características de las diferentes entidades. En esta página puedes encontrar una lista de empresas con las características de sus préstamos detalladas, es una forma de evitar tener que ir visitando las páginas web propias de cada una y recogiendo sus datos para compararlos posteriormente.

Una vez seleccionada la entidad deseada se debe rellenar el formulario de solicitud. En los préstamos con aval de coche además de los datos del préstamo (importe, plazo o cuotas a pagar) y de los datos personales, es necesario facilitar los datos del vehículo. Entre ellos es posible tener que dar los siguientes:

  • Si el coche está pagado
  • Si tiene un préstamo de concesionario
  • Si tiene un préstamo personal
  • Los kilómetros que tiene el coche
  • La matrícula del coche
  • El año de fabricación del coche

Tras rellenar el formulario se realizará el estudio de la solicitud y se solicitarán algunos documentos con los que se pueda acreditar la identidad, también será necesario enviar aquellos documentos que puedan verificar la propiedad del vehículo.

No existe solo un tipo de vehículo que pueda utilizarse como aval, podrás solicitar préstamos avalando con los siguientes vehículos:

  • Furgonetas
  • Coches
  • Motos
  • Otro tipo de vehículos especiales (según la entidad)

Una vez que la entidad compruebe la veracidad de los datos proporcionados informará al solicitante de las condiciones de su préstamo. En caso de que haya acuerdo se puede proceder a la firma del contrato.

El solicitante del préstamo nunca debe firmar el contrato sin conocer exactamente qué está firmando. Es importante informarse de todas las condiciones que se deberán cumplir, especialmente aquellas que se refieran a la devolución del préstamo.

¿No sabes qué préstamo con aval de coche elegir?

Haciendo clic a continuación accederás a una lista de préstamos para que puedas compararlos y encontrar la mejor opción.

Comparar préstamos con aval de coche

Requisitos a cumplir para solicitar un préstamo por el coche 

Como este tipo de préstamos tiene unas características especiales, como es tener que aportar un activo como aval, sus requisitos son un poco diferentes a los de los préstamo tradicionales. Esta diferencia se encuentra, sobre todo, en la edad con la que puedes solicitar el préstamo.

Entre los requisitos que se deben cumplir para poder solicitar un préstamo por tu vehículo están:

    • Ser mayor de edad, en ocasiones se necesitará ser mayor de 25 años
    • Residir en España
    • Tener un DNI/NIE o Pasaporte vigente
    • Contar con una cuenta bancaria de la que se sea titular
    • Ser titular del vehículo
    • Tener toda la documentación del vehículo en regla
    • Estar al corriente del pago de impuestos relacionados con el vehículo
    • El vehículo debe haber pasado correctamente la ITV

    Entre los requisitos que se deben cumplir están, sobre todo, aquellos que acreditan que el coche está en buen estado y que el solicitante es el titular del mismo y está al corriente de todos sus pagos.

    Riesgos de solicitar un préstamo con el coche como aval

    Los préstamos que solicitan garantías y avales tienen un riesgo mayor. No solo debes tener en cuenta el riesgo de no cumplir con el pago de las cuotas, sino que por su naturaleza existe la posibilidad de perder el bien. En este caso, es muy importante estudiar la viabilidad de cumplir con el contrato para evitar problemas mayores.

    Algunos de los riesgos más comunes a la hora de solicitar un préstamo con el coche como aval son:

    No conseguir el dinero que se necesita

    Al solicitar estos préstamos se debe tener en cuenta que el importe que se conseguirá será un porcentaje del valor del vehículo. Así que es posible que no sea suficiente para la urgencia económica que quiere cubrirse. Antes de firmar el contrato es imprescindible conocer bien las características del préstamo y los requisitos del mismo.

    No poder hacer frente a los pagos

    El pago de las cuotas es algo prioritario al solicitar un préstamo. No hacerlo puede acarrear consecuencias legales, e incluso acabar en una lista de morosos como ASNEF. Además con el impago de las cuotas el coste total del préstamo incrementa debido a los intereses y a los costes por demora.

    Pérdida del vehículo

    Uno de los riesgos principales es que al avalar el préstamo con tu vehículo podrías llegar a perderlo en caso de impago. Este es un riesgo muy serio a valorar antes de firmar el contrato.

    Puede que estés firmando un contrato de compraventa en vez de un préstamo con aval

    Al firmar el contrato fíjate bien en el compromiso que adquieres. En un préstamo por tu vehículo con un contrato de compraventa cambiarás la titularidad del vehículo pero podrás seguir conduciéndolo a cambio de un alquiler mensual. En un préstamo con tu coche como aval no tendrás que cambiar la titularidad ni tendrás que pagar por usarlo, el coche servirá únicamente como aval en caso de impago.

    ¿No sabes qué préstamo con aval de coche elegir?

    Haciendo clic a continuación accederás a una lista de préstamos para que puedas compararlos y encontrar la mejor opción.

    Comparar préstamos con aval de coche

    ¿Se puede solicitar un préstamo con aval de coche si estás en ASNEF? 

    Sí. Este tipo de préstamos va dirigido a aquellas personas que quizá no pueden acceder a un préstamo de la manera habitual, por ello deben recurrir a utilizar su vehículo como aval. Entre estas personas con dificultades pueden encontrarse las que están inscritas en ASNEF.

    Cuando una persona se encuentra en este registro es común que encuentre pocas entidades que quieran ofrecerle un crédito. Pero las entidades que aceptan avales y garantías suelen aceptar solicitudes de perfiles de clientes que se encuentren en dificultades.

    Las personas que están en ASNEF pueden tener una salud financiera frágil. Antes de solicitar un nuevo préstamo es conveniente estudiar la posibilidad de devolverlo para evitar agravar la situación. En este caso no solo se correría el riesgo de un nuevo impago del que se deberían afrontar las consecuencias, sino que además se corre el riesgo de perder el vehículo utilizado como aval.

    Preguntas frecuentes sobre los préstamos por tu coche

    Conclusión final sobre los préstamos con vehículo como aval

    Los préstamos con el coche como aval pueden ser una solución ideal para aquellas personas que encuentran dificultades en obtener un crédito de la manera habitual. Si el solicitante es titular de un coche podrá ponerlo como aval para conseguir una cantidad de dinero que vendrá determinada por el valor del vehículo.

    Una de las ventajas de este tipo de préstamos es que no se pierde la titularidad del mismo y que puede seguir utilizándose sin coste alguno. Aunque no todo es positivo, también tiene aspectos negativos como el riesgo de perder el coche.

    Si quieres obtener información sobre las entidades que ofrecen préstamos con coche como aval y las características de los mismos, puedes hacerlo a través del siguiente botón: